Peso Pluma Ligero Gallo mosca

El boxeo y las apuestas han ido de la mano a mano desde hace muchos años. En la década de 1970, las apuestas en el boxeo eran más populares que la NFL, pero las denuncias de peleas arregladas y de decisiones de jueces corruptos alejaron a muchos apostadores.

Sin embargo, en gran parte, el boxeo ha hecho un buen trabajo en tratar de recuperar la confianza pública en la integridad del deporte. Por ende, las apuestas de boxeo han crecido.
Las apuestas de boxeo de pedos ligeros son bastante sencillas ya que las probabilidades se darán junto al nombre de cada boxeador.

Los apostantes que apuestan por un boxeador favorito arriesgan más dinero pero los que van por un retador no favorito pagan menos y pueden cobrar más. En extraordinarias situaciones puede darse un empate, lo que en general no es bueno.
En las apuestas de pesos livianos, un boxeador debe ganar la pelea o perderla
Las casas de apuestas en general ofrecen siempre las peleas importantes. En ellas se puede apostar por los boxeadores, la cantidad de rondas que durará la pelea, en que ronda específica terminará y de qué manera concluirá el combate.

La apuesta principal del boxeo en pesos ligeros es quién va a ganar por nocaut
Estas son las bases de apuestas en el boxeo. Tal vez la próxima vez que hagáis una apuesta de boxeo de pesos ligeros ya tengáis una clara idea de cuánto podréis ganar por elegir la mejor casa de apuestas y el ganador de la confrontación.

Entre las categorías livianas se destacan los pesos pluma, peso ligero, peso gallo y peso mosca. Aquí, una infinidad de boxeadores más pequeños que en otras categorías dan verdaderas lecciones de pugilismo.
La habilidad, la rapidez y la efectividad son las características de los pesos ligeros.
Entre los pesos ligeros, los campeones actuales son en su mayoría mexicanos: Juan Manuel Márquez, Humberto Soto y Miguel Vázquez reinan sin lugar a dudas aunque también está el venezolano Miguel Acosta.
A dos categorías inferiores se encuentra el peso pluma, con históricos boxeadores como Prince Naseem Hamed, Eusebio Pedroza y Antonio Esparragoza.

Los líderes actuales en la clasificación son Yuriorkis Gamboa (Cuba), Hozumi Hasegawa (Japón), Juan Manuel López (Puerto Rico), Chris John (Indonesia), Elio Rojas (República Dominicana) y Jonathan Víctor Barros (Argentina). Las apuestas de peso pluma siempre están al tope de las elegidas.
A medida que baja el peso nos vamos acercando a las categorías más livianas donde las apuestas de boxeo de pesos ligeros toma un cierto vértigo.
Este es el caso de la categoría gallo, en la que los boxeadores son flacos, fibrosos y veloces. Históricamente sobresalen en esta división Alphonse Halimi e Israel Contreras pero actualmente la categoría está en manos de tres púgiles: Anselmo Moreno (Panamá), Fernando Montiel (México) y Joseph Agbeko (Ghana).
Finalmente nos ocuparemos de una de las categorías más ligeras: el peso mosca. Los boxeadores apenas superan los 50 kilogramos y son haces de luz intercambiando golpes. Nada que ver con los pesos pesados, ¿verdad?

Los peleadores orientales han sido siempre los amos de esta categoría. En general, los boxeadores coreanos sobresalen en el historial del peso mosca. Aunque también ha hecho lo suyo el argentino Santos Benigno Laciar, multicampeón en los años 80.

Hoy en día, los elegidos en las apuesta de peso mosca son Daiki Kameda (Japón), Pongsaklek Wonjongkam (Tailandia), Moruti Mthalane (Sudáfrica) y Julio César Miranda (México).

Leave a Reply